Nuestro camino a Santiago

4.HC.1 20170805_111843385 - copia

Ahora que llega la fiesta del Patrón de España, conviene recordar que en Granada tenemos un convento regido por las Comendadoras de Santiago, fundado en 1501 los Reyes Católicos. Además de ser la primera fundación de religiosas en Granada (aunque no sabemos si hubo alguna en los tiempos de San Cecilio y los primeros cristianos iliberritanos…), que era un empeño personal de la reina Isabel, quisieron con ello premiar a la Orden de Santiago, que había entregado mucho, muchísimo, a lo largo de los siglos de Reconquista.

Quien se acerque al convento, encontrará en el compás que da acceso al convento y a la iglesia unos azulejos dedicados a Hermenegildo de la Campa S.J., quizá desconocido para muchos. Lo cierto es que su investigación y su obra son muy importantes para Granada, porque recuperó el Camino Mozárabe de Santiago, que parte de esa misma iglesia y llega, más de mil kilómetros después, a la tumba del Apóstol.

Con el confinamiento aún dando coletazos y las complicaciones propias de las medidas de prevención y control coronavírico, es difícil llegar a Santiago de Compostela, pero tenemos a la vuelta de la esquina el inicio de la ruta solar, ulisíaca y hercúlea de Santiago. Qué gran oportunidad para visitarlo.

[Número 3 – 15 de julio de 2020 – página 2]